Inteligencia EmocionalInteligencia Emocional
El Poder De La Mente
                                                       

Inteligencia Emocional, 12



Si en verdad el Medio de Relación, después de conocido y aprendido, se ha practicado suficientemente y, por tanto, se ha consustanciado con la mente de quien lo ha hecho suyo, la cosecha de pensamientos sin duda alguna, será copiosa. Y éste podrá lograr realizaciones para las que, tal vez, nunca se creyó capaz. Un Medio de Relación no es sino un instrumento que facilita el establecimiento de relaciones, y dará sus mejores frutos cuando pase a formar parte ordinaria del propio razonar, en tal forma que actúe sin que uno, en el momento, tenga conciencia de su propia operatividad.

Cuando un Medio de Relación se estudia y se ejercita puede, entonces, aplicarse con éxito.

Pero la meta no ha sido alcanzada hasta que no ha sido incorporado al plano del subconsciente.

El escritor no escribe solamente cuando se encuentra frente al papel.

Es mucho lo que llega a escribir estando dormido.

El subconsciente está despierto las veinticuatro horas al día.

La inteligencia es el mejor instrumento de que disponemos para el logro de nuestra propia realización personal y el desarrollo colectivo.

Pero, por supuesto, no lo es todo.

Una cosa es la inteligencia que poseamos y otra muy distinta el uso que hagamos de ella.

Factores de índole ambiental y emocional pueden alterar sustancialmente la capacidad real de una inteligencia sometida a prueba.

Nunca ésta actúa sola y por separado.

Siempre se encuentra adherida a un cuerpo y a un espíritu y a un punto determinado del tiempo y del espacio.

No depende sólo de la inteligencia cuál sea el camino que se escoja en la vida, ni la distancia que se recorra transitando por él.

Hay que ponerle un motor a la inspiración.

Nada puede realizarse sin trabajo.

Y sin tiempo.

Y sin fe.

Cuando se tiene fe, uno está dispuesto a todos los sacrificios.

Si no es así, no se tiene fe.

Jamás ha podido realizarse nada que valga la pena sin una dosis de entusiasmo. Con los pensamientos amamos y sentimos.

Y pensamos con todos los órganos del cuerpo.

También los sentimientos piensan.

La pasión despierta al intelecto.

A su manera, los sentidos también razonan.

En el creador existe también un instinto que guía y cuya presencia es imprescindible si se quiere hacer obra perdurable.

Es el hombre total el que realiza la faena, el hombre íntegro, con él mismo y sus circunstancias, con todo lo que es y representa, con todo lo que lleva por dentro y por fuera, con todo lo que ha dejado atrás y todo lo que ansía, con su alma incompleta y los instintos de su esencial y venturosa animalidad.

El verdadero creadores un creador de problemas.

Si algo un creador no puede perder nunca de vista es el convencimiento de que todo, absolutamente todo excepto Dios, es variable.

Y mejorable.

América fue descubierta más de una vez.

¿Qué pensaríamos de Cristóbal Colón si no hubiera puesto la nave "Santa María" con proa hacia occidente, por temor de que otros ya lo hubieran hecho antes que él? Quien por una razón importante no se atreva, nunca cruzará el mar.

Aun cuando fuera cierta la frase tan divulgada que dice: "ya todo está escrito", es evidente que no todo está leído.

Y aunque fuera por esta razón valdrían la pena los nuevos libros, aunque en ellos se repetiría eso sí: Desde un punto de vista personal todo lo que ya se hubiera escrito. Pero, además, la frase no es cierta.

"Nada nuevo hay bajo el sol".

Pero todas las mañanas son nuevas.

Y cuando la curiosidad ya termina uno está viejo.

Es necesario cuestionar, en todas sus partes, cada uno de los lugares comunes.

Para avanzar, en lo individual como en lo colectivo, es imprescindible mantener una lucha constante contra todos los prejuicios, que influyen sobre nuestros conceptos y decisiones.

Frente a cualquier frase hecha, cualquier adagio, refrán o dicho popular preguntémonos: ¿realmente es así? ¿Por qué?, ¿No podría ser diferente?, ¿Y por qué no?

Unos serán válidos.

Pero todos deben ser cuestionados.